Me he hecho la sueca.

Estoy sentada en un banco esperando a una amiga que llega tarde, pero guapa. A lo lejos veo que se acerca una señora alguien de mi cole a quién no me apetece saludar. Me hago la sueca, saco el móvil y empiezo a escribir este post.

Levanto la mirada. Ni rastro de la señora compañera del cole, misión cumplida. Echo un vistazo a mi alrededor a ver si veo a mi amiga la que llega tarde nuevos enemigos, pero no hay moros en la costa. Me llama la atención una niña que está patinando. Se desliza por el asfalto como mi tarjeta de crédito en el datáfono de Zara en rebajas. Suave, tranquila, sin crédito en paz y armonía. Si hasta parece fácil hacer una pirueta sobre los dos ejes ¡JA! “Tengo que desempolvar mis patines, están en el maletero del coche. Creo. La última vez que me los puse me caí de culo delante de unos chicos.”

Resultado de imagen de foto patines bonita

También veo a una chica empujando con una mano un carrito, en la otra mano lleva una barra de pan ya empezada; se escapa de su lado un niño pequeño que se dirige como una bala a los columpios. Creo que ella es su cuidadora se gana el pan (el que se está comiendo) cuidándolo. Con un marcado acento ¿puertorriqueño?, la presunta cuidadora le dice a la criatura, que ya está trepando por un barco, que tenga cuidado y corre detrás de él. Cuando llega a los columpios, se apoya las manos en los riñones y respira fatigada. Me parece que alguien tiene que darle menos a la hogaza y más al brócoli.

De repente aparece en mi campo de visión Cary Grant un chico que va impoluto, no lleva traje pese a que es lunes. Chinos, camisa y americana en plan bien, no en plan cortijero. Zapatos marrones de ante. Todavía está moreno. “A lo mejor tiene barco”. Me derrito un poco. En la muñeca lleva el último modelo de pulsómetro de Garmin. Me derrito un poco más. Me mira, le mantengo la mirada, se acerca y me pregunta mi nombre, me pongo nerviosa, vuelvo a centrar la mirada en el móvil y continúo escribiendo. No me ha dado tiempo a fijarme en su culo si lleva anillo… Si es para mí, volveremos a cruzarnos, tengo que creer en el destino, lo dice una taza de Mr. Wonderful.

Levanto la mirada otra vez para continuar llenando este post y veo a un señor peluquín con un señor debajo. Se nota a la legua. Tiene las dos manos ocupadas con sendas bolsas del súper, supongo que por eso lleva el bastón colgado del hombro, no le quedan manos. En vez de ayudarle, me imagino una escena en la que viene una ráfaga de viento que hace que la mata de pelo salga volando y que el señor muestre sus vergüenzas sin poder evitarlo, porque si suelta las bolsas de golpe, se romperá el bote de pimientos asados… y qué decir de los huevos ecológicos ¡Se puede liar parda dentro de las bolsas! Me rio un poco. El karma me lo devolverá haciéndome salir del cuarto de baño de un bar con un trozo de papel higiénico pegado al zapato ¿Hay algo más ridículo que eso? Que se te caiga el peluquín en la calle caerte de culo patinando, supongo.

Acaba de llegar a mis pies una bolsa grande de patatas fritas sabor campesina… SABOR CAMPESINA. Si una feminazi viese esta aberración se indignaría, “tendrían que ser sabor CAMPESINE“. En la bolsa aparece un tomate, un ajo y una hoja de perejil (como si las hubiese hecho Arguiñano); ni rastro de glutamato monosódico o aceite de palma la Señora Campesina. Yo creo que estos de Lay’s la marca blanca de un reconocido supermercado gallego (no voy a hacer publicidad sin transacción económica de por medio) no quieren meterse en líos. En este post ya os hablé de mi amor por las Lay’s Gourmet con Trufa, el resto de patatas fritas no tienen nada que hacer a su lado.

La niña patinadora acaba de hacer un salto con giro. Me quedo loca. Un señor que pasea a su perro un mastín que pasea a un señor, también. Tenemos delante a la próxima Campeona Olímpica de patinaje artístico. Ahí viene mi amiga. La puntualidad no le acompaña. Nunca.

¡Un besito para mis lectores del cole!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s